Crítica de Willy’s Wonderland

Nicolas Cage sigue a su bola

De nuevo el conocido actor Nicolas Cage vuelve a hacer una película que sinceramente no hay por donde cogerla.

Nicolas hace el papel de un hombre que por ciertas circunstancias tiene que quedarse en un viejo parque de atracciones. Dentro de ese parque hay unos animatrónicos que por la noche cobran vida, ya que están poseídos, y se dedican a matar a la gente que entra allí.

El ritmo de la película es lento, y tiene muchísimos ratos en los que te aburres. Incrementa un poco la “acción” cuando el conserje tiene que matar a los animatrónicos. Nicolas no habla en toda la película, simplemente se dedica a limpiar y matar, y de vez en cuando jugar al pinball, quizá las únicas escenas que merecen la pena por como suceden.

Un comentario en «Crítica de Willy’s Wonderland»

Deja una respuesta